Palabras para el otoño…

Un paréntesis naranja…

P1060482.JPG – Version 3

Esa estación intermedia, que se inicia con el equinoccio otoñal, un paréntesis naranja entre el invierno y el verano que se pinta de ocres y  amarillos…
Esa estación que evoca la nostalgia, en que lo días  se acortan, los árboles mutan y sus hojas caen al suelo ante el soplo del viento, trayendo con si los sentimientos de tristeza y melancolía, pintados color café…
Es el otoño…

 

 


“Que distinto el otoño para mí que voy para ti que quedas.”

Masaoka Shiki, Japón, 1867-1902


“Otoño nos cita con un son de flautas: vamos a

buscarlo por la tarde clara.”

Jaime Bodet, Mexico, 1904 – 1974


“Los sollozos más hondos del violín del otoño

son igual que una herida en el alma de

congojas extrañas sin final”.

Paul Verlaine, Francia, 1844 – 1896



“Dadme un estío más, oh poderosas, y un otoño,

que avive mis canciones, y así, mi corazón, del

dulce juego saciado, morirá gustosamente.”

Friedrich Hölderlin, Alemania, 1770 – 1843


“No temas al otoño, si ha venido. Aunque caiga

la flor, queda la rama. La rama queda para

hacer el nido.”

Leopoldo Lugones, Argentina, 1874 – 1938


“Qué pequeño recipiente de tristeza somos,

navegando en este apagado silencio a través

de la oscuridad del otoño.”

John Banville, Irlanda, 1945



 Fotografia:

Mila Mendoza

IMarie Núñez

otono1-by-imarie

DE DAVID LYNCH

Para mi, es el sabor. No debería de ser amargo, sino mas bien suave y con mucho cuerpo.  Me gusta tomar cafés con leche o capuchinos.  En cualquier caso, el café debe tener una capa de espuma dorada. Puede ser algo tan bonito. 

David Lynch


A David Lynch le gusta tanto el café, que como Honoré de Balzac, creo su propia marca. En nuestros próximos encuentros te contamos la historia de otro artista apasionado del café.

DE DALAÍ LAMA

 Si nuestra mente se ve dominada por el enojo, desperdiciamos la mejor parte del cerebro humano: la sabiduría, la capacidad de discernir y decidir lo que esta bien o mal.  

Biografía

DE MICHIO KAKU

Fotografía de Michio Kaku por ©Daniel Riff

El cerebro humano tiene 100 billones de neuronas, cada una conectada a otras 10 mil  neuronas. Sobre tus hombros está el objeto mas complicado del Universo conocido.  

Biografía


La neuromúsica de Jeffrey Thomson

El Dr. Jeffrey Thompson comenzó a experimentar con el sonido y sus efectos sobre cuerpo y el cerebro en 1981 en su Centro de Salud Holística en Virginia, USA. Sus experimentos incluyeron el uso de frecuencias de sonido exactas para hacer ajustes quiroprácticos en la columna vertebral y craneal, para estimular y normalizar la función del órgano y para equilibrar los meridianos de acupuntura. Su investigación clínica con miles de pacientes y voluntarios condujo a descubrimientos innovadores sobre cómo los patrones de frecuencia de sonido, integrados en bandas sonoras musicales, pueden desencadenar ondas cerebrales y generar numerosos beneficios para la salud.

Es reconocido como un experto mundial en el campo de las frecuencias de estimulación acústica incorporadas en las bandas sonoras musicales. Un músico y compositor consumado por derecho propio, ha establecido un método para usar pulsos de sonido modulados para cambiar los estados de conciencia, lo que resulta en una curación óptima del cuerpo y la mente. 

En la década de 1990, el método del Dr. Thompson de usar el sonido para sanar fue elegido como una de las principales modalidades de curación alternativa en los Estados Unidos.

Si quieres saber mas, visita:

https://www.soundstrue.com/store/jeffrey-thompson-5379.html


¡Feliz 2019!

“No observemos el paso de la vida. Viajemos en ella”.

josé naroski

Fotografía: IMarie Núñez


José Narosky

Foto: Cristian Welcomme

José Narosky es un poeta y escritor argentino que se ha consagrado como un reconocido maestro de los aforismos. Se le ha llamado como el “Rey del Pensamiento Corto”.  Su obra se ha caracterizado por ser moral sin ser moralizante, ilusionada sin ser ilusa, sencilla sin ser simple. Hijo de inmigrantes judíos de padre lituano y madre ucraniana, Narosky nació en 1930 en Darregueira, zona rural de la provincia de Buenos Aires. Su interés por los aforismos comenzó en la niñez, ya que su padre fumaba unos cigarrillos que traían vales con aforismos escritos, que el pequeño Narosky coleccionaba. Durante mucho tiempo se dedicó a la escribanía. En la actualidad tiene 88 años y vive en Adrogué, Argentina  junto a su familia. 

Puedes visitarlo en su página web.

Un aforismo es una frase breve y concisa que expresa una verdad. Los aforismos te hacen reflexionar, y tratan cualquier parcela de la vida.


Su libro Si todos los tiempos publicado por Editorial Planeta en 1997, reúne en 3 tomos, reveladores aforismos que son una síntesis perfecta de filosofía, ética y poesía. Narosky escribe para un hombre nuevo que acaso surja con el nuevo siglo, un hombre más sabio y espiritual.